CUANDO UN “CIVILIZAO EUROCENTRISTA” QUIERE DAR LECCIONES… (2da y última parte)

9 abril 2009

¡¡¡ATENCIÓN!!! Desde el 11 de mayo  EL BLOG DE “EL EMILIO” SE MUDÓ

A www.revistaelemilio.com.ar

DE AHORA EN MÁS DIRIGITE ALLÍ. Y CORRÉ LA VOZ.

ESTA MISMA NOTA LA ENCONTRARÁS EN LA NUEVA DIRECCIÓN

PERÓN, “EL MANIPULADOR” de un pueblo formado por “IDIOTAS”

En esta parte de la lección “SI YO FUERA PERONISTA” aparece Perón como un “Hamelin” cualquiera, que con su “flauta mágica” empieza atraer al incauto pueblo argentino –que ¡vaya casualidad! para don Enrico vendría a cumplir el papel de las “ratas” de la famosa fabula, y los lleva para donde a él se le antoja. Veamos que parte del texto “Conducción Política” de Perón eligió don Enrico para demostrar su tesis que sostiene “Perón no era un Conductor Político, sino un simple manipulador”:

« “Repito, la gente que iba conmigo no quería ir hacia donde iba yo; ellos querían ir adonde estaban acostumbrados a pensar que debían ir. Yo no les dije que tenían que ir adonde yo iba; yo me puse delante de ellos e inicié la marcha en la dirección hacia donde ellos querían ir; durante el viaje, fui dando la vuelta, y los llevé adonde yo quería…” (Página 235 del libro de Juan Domingo Perón, “Conducción Política” en su Edición 1974 de la Secretaría Política de la Presidencia de la Nación).

Ante este recuerdo, los peronistas se enojan, ofendidos, porque argumentan que se manipula ese discurso. ¿A qué manipulación se refieren? En psicología, las palabras de Perón no pueden ser interpretadas de ninguna otra manera. Se trata, claramente de un doble discurso y de una acción manipuladora, aunque existan explicaciones que intenten justificar ese accionar.»

¡Que lástima que Perón no haya podido recibir lecciones de “Conducción Política” del clon de Fidel Pintos! Porque usted don Enrico Edenio, se le parece mucho.

Además ¿que pensaba Ud. que significaban las palabras “Conducción” y “Política”? ¿Qué se trataba de una receta de mayonesa y de cómo manipular el tenedor para que la misma no se le corte? ( ¡No me vino mal el ejemplo ya que para hacer mayonesa hay que romper algunos huevos).

Lo que usted debería hacer antes de ponerse a escribir sandeces es intentar averiguar de qué se trata el arte de conducir, y qué el arte de hacer política. Porque con el mismo criterio que Ud. utiliza para referirse al tema yo podría concluir que los cristianos son todos unos judíos imbéciles que se dejaron arrastrar por el manipulador de Jesús que los llevó para donde él quería (salvando las distancias entre Perón y Jesús y para tomar uno solo de los muchos ejemplos que hay en la historia universal).

Anque y hablando de manipulación, difícilmente Perón hubiera estado dispuesto a perder su valioso tiempo recibiendo lecciones de un burdo manipulador de cuarta que ni siquiera sabe manipular su discurso antiperonista.

¿Por qué no se desnuda transcribiendo todo el texto que figura en ese libro con el subtítulo SE MODIFICO EL CAMINO SOBRE LA MARCHA (extraído de un ejemplar similar y de la misma edición que el suyo, libro que tengo en mis manos en este momento) para que sus lectores conozcan quién es en realidad don Enrico Udenio? Pero no se haga problema, que de eso me encargaré yo.

Dice Perón en ese texto: “En la vida y en la lucha diaria de los hombres, el fenómeno es exactamente el mismo. (Se refiere a la exacerbación de los conflictos de clase que hasta ese entonces proponían las organizaciones sindicales de tendencia marxistas existentes en el país y en todo el mundo, algo que comenzó a explicarlos en párrafos anteriores) Todos los conflictos y luchas dentro de una colectividad destruyen y no construyen. De manera que el secreto está en asegurar la justicia (se refiere a la “social”) que es la única forma de suprimir la lucha.

Señores: Cuando yo fui a la Secretaría de Trabajo y Previsión, repito…”, y ahí continua con el fragmento que usted “extrajo” burdamente de contexto. Pero a continuación, Perón continua diciendo “Y, señores, creo que ninguno de los que entonces me escucharon, está hoy arrepentido de haber seguido el camino que yo les indicaba, porque hasta ahora estamos llegando y hemos llegado a mejores conclusiones y mejores soluciones que las que nos podía haber ofrecido la antigua escuela que se había inculcado al pueblo Argentino.”

¡Mierda que hay que ser jodido para hacer las interpretaciones que usted se manda don Enrico!

Por otro lado ¡mire que tiene otros sectores –la prensa escrita y televisiva por ejemplo- para “ordeñar” manipulación de la opinión pública, y criticarla a su antojo! ¡Porque ahí que tiene tela para cortar! Pero llamativamente con los medios no se mete! ¿Por qué ese ensañamiento y sus constantes arremetidas criticas hacia el peronismo? ¡La inocencia en estos menesteres no existe, Don Enrico! ¡Menos el desinterés! ¿Qué anda buscando; algún lugarcito en alguna lista en las próximas elecciones quizá?

En el resto de su texto utiliza frases y palabras claves que sabe fehacientemente sirven para enlodar, aunque las mezcle con “pseudos elogios” a la gestión del primer gobierno del GENERAL. Sabe que a ciertos oídos suenan como melodías angelicales palabras como por ejemplo: “doble discurso”, “corrupto”, “Fascista” (dice el mencionado Edenio: “Si yo fuera peronista no discutiríala simpatía ideológica de Perón con el fascismo ni las persecuciones políticas –incluyendo el encarcelamiento de muchos- que sufrieron los opositores. Hay abundantes documentos comprobatorios, incluida una carta del propio Perón a John Cooke que avalan”) “Nazi” (“… la importancia que tenía para Perón, ferviente anticomunista, el “torcer” la ideología marxista que copaba el movimiento obrero en aquella época,”) “Con las condiciones mundiales de posguerra y la guita que había de reservas, así cualquiera gobierna” (Dice don Enrico: “A Juan D. Perón le tocó gobernar con la influencia de una corriente de beneficios sociales que se esparció por el mundo.” Don Enrico dice: “El problema con los peronistas es que su líder dejó de ser humano y pasó a ocupar la categoría de mito.” Y luego tiene la valentía de autodefinirse al sostener:Los mitos se construyen a partir de las idealizadas fantasías depositadas en ellos por nosotros, los seres humanos mortales, egoístas, avariciosos, sufridos exponentes de una especie que es, por lejos, la peor en este planeta por lejos, la peor en este planeta” ¡Por favor! ¡Tanto excremento junto podrá ser usted! Yo no; ni la mayoría de mi pueblo tampoco! Quizás Podrá encontrar tanto, similar o más excremento en el sector social que usted defiende, pero no más allá. ¡Por favor, no socialice sus pobres condiciones extendiéndolas a toda la sociedad argentina!

Por qué antes de decir tanta pelotudeces no muestra “con documentación fehaciente”, ¿qué otro gobierno -fuera del Peronismo- distribuyó “algo” de las riquezas con que contaba el país en muchos momentos de su historia? ¿Que le parece como desafío?

Y para ir cerrando con estas cuestiones quiero detenerme en los renglones que le dedica a Hipolito Irigoyen. Dice usted: “… probablemente Hipólito Yrigoyen no hubiera sido depuesto por un golpe militar en 1930, si no hubiera que tenido que afrontar las consecuencias sociales y económicas que devinieron por el Crack de 1929 acaecido en los Estados Unidos.” Esta afirmación muestra, o bien el alto grado de ignorancia sobre la historia nacional presente en usted, o como de costumbre juega a esas escondidillas golpista que siempre aparecen en circunstancias como las actuales. (Perón me enseño las múltiples lecturas que se pueden hacer de “ciertos dichos y textos” y que era de zonzos no hacerlas.)

Veamos. La coyuntura mundial poco tuvo que ver con el golpe a Irigoyen, y si le vino como anillo al dedo a la oligarquía nativa para sus fines. El Crack de 29 les sirvió para ir creando “ciertas condiciones y sensaciones sociales” a nivel local. Pero en realidad el golpe de estado del 30 se gestó en la Embajada norteamericana lugar donde se reunía la oligarquía cipaya y desde allí se comenzó a distribuir los U$S con los que se corrompieron a oficiales y generales para que se decidieran a poner en practica “las acciones”. ¿Todo por qué? Porque Irigoyen ya había decidido no prorrogar más la concesión para la explotación y comercialización petrolera a la Stándar Oil norteamericana. ¡Pero esto lo saben hasta los chicos de 7mo grado de una escuela primaria! Por lo visto usted se parece mucho a los personajes descriptos en el artículo : “Algoritmo matemático y estupidez humana” del 2 de noviembre del 2008 en este mismo blog. ¿Y en que desencadenó aquello? ¡En la década Infame, que usted llamativamente siempre la soslaya! Pero a esto ya lo discutimos con anterioridad y en relación a otro articulo suyo, así que es al cohete seguir insistiendo.

Para cerrar le dejo a mis lectores un ejemplo de sus contradicciones, mientras usted al mismo tiempo y en el mismo párrafo aprovecha para seguir revoleando la media con agujeritos donde previamente defecó tratando de salpicar a todo el peronismo y sus gobiernos con sus enjuiciamientos: “Si yo fuera peronista aceptaría la responsabilidad del Justicialismo por la decadencia del país porque fueron los que gobernaron más de la mitad del tiempo desde 1945, pero como peronista, insistiría en que los que nos reemplazaron resultaron siempre mucho más incapaces.”

“Escuelas, hospitales, una industria liviana y una mayor facilidad en el movimiento de las clases sociales, fueron sólo algunos de los innegables logros en el primer mandato de Perón.”

Perón lo decía mejor: “No es que nosotros los Peronistas seamos buenos, sino que el resto son peores que nosotros” (Lo decía mientras te guiñaba el ojo)

pocho-12