17 de octubre, pueblo y peronismo; destino histórico común para nuestra PATRIA.

17 octubre 2019

C.A.B.A., Argentina, UNASUR-CELAC, EL EMILIO, historia y política; de nuestra redacción

Captura de pantalla 2019-10-16 a la(s) 16.12.49

“Siento deseos irrefrenables  de quemar mi vida,

si quemándola pudiera alumbrar el camino de 

la felicidad del pueblo argentino”

Eva Perón

V.L.M. 10

Por Victor Leopoldo Martinez.

Mucho se ha dicho y se ha escrito sobre aquella magna fecha. Tampoco fueron pocos los que se arrogaron la paternidad de la histórica gesta; ni faltó quien lo consideró un “hecho casual y fortuito” (Ricardo Forster-Catamarca julio del 2014). Pero es en el penúltimo señalamiento donde quiero detenerme; la cuestión paternidad.

Encuentro en este tema la razón de ser de esa nueva Argentina que re-nació aquel día en medio de un padecimiento popular por el destino final de esa esperanza que comenzó a tomar forma definitiva dos años antes en vientre materno de un bello lugar con nombre de mujer: Argentina. A partir de esa comunión amorosa entre un Secretario de Trabajo y Previsión (un nombre que lo inventó su gestor, el entonces Coronel Perón) y esa masa sudorosa llamada “clase trabajadora”, comenzó a gestarse un nuevo país para bien de su pueblo que como sociedad pasó a ser protagonista y le imprimió un giro 180º a su destino  cambiando la dirección de la historia nacional.

¡Claro que el 17 de octubre de 1945 es el momento bisagra en nuestra historia!

Perón le dio entidad y protagonismo político a la clase trabajadora y fueron los trabajadores, de la mano de Perón y Evita, los que mostraron al mundo que era posible una sociedad con justicia social.

Esa esperanza no podía frustrase. Los momentos previos se los vivió con esa mezcla de angustia, dolor y pasión que solo los hombres y mujeres de pueblo, los trabajadores pueden sentir y experimentar frente a una PATRIA parturienta, según el decir de don Arturo Jauretche.

Y… Sí! La paternidad del 17 de octubre de 1945 tiene nombre y apellido: Pueblo Argentino; pueblo patriota. Como antes, como siempre, fueron esos “don nadie” los que decidieron ganar la calle para no perder la dignidad que apenas dos años antes habían comenzado a sentirla en carne propia, a experimentarla de manera gratificante en su hasta ese momento maltratada humanidad.

Salieron a la calle a pedir por aquel que los había dignificado, por el que los sacó de ser esos “don nadie” para pasar a ser trabajadores con vida digna. Siempre fueron agradecidos. Siempre devolvieron AMOR Y LUCHA a los que les entregaron AMOR. De ahí ese eterno y agradecido AMOR por Perón y Eva Perón.  

Pero además las masas obreras movilizadas aquel día se sentían poseedores de un mandato cuasi místico venido de los tiempos, de otras tantas gestas de un pasado que muy pocos conocían pero que lo intuían como grande y glorioso.

Por eso el 17 de octubre fue un hecho revolucionario; a pesar de todas los pueriles argumentos utilizados por la “Intelligentzia progre” y los colonizados mentales vernáculos para menoscabarlo cuando intentaron -y lo siguen haciendo- analizar de manera “sesuda y objetiva” la veracidad de los hechos y si el “cuento” de esos hechos se ajustaba –o no- en términos cronológicos; veracidad y cronología que exigían los textos de historia de Ibáñez en el secundario.

Es en esto donde seguramente encontraremos las razones de esa suerte pendular que tiene a maltraer la posibilidad siempre latente de ser una gran nación. Una cuestión histórica lamentablemente nunca saldada porque tanto la cultura como la educación siempre estuvieron en las manos oligárquicas y reaccionarias de un sector esencialmente ignorante. Con sus “academias”, la oligarquía junto a la “Intelligentzia de esa izquierda cipaya”, consiguieron controlar los contenidos a enseñar y fijaron los valores culturales a consumir por ese bruto pueblo que ellos creían debía salir de su barbarie para entrar en la “civilización”. Tomaron para eso modelos importados, en más de una ocasión de manera equivocada. De “Tiranos” trataron a Rosas, a Yrigoyen y a Perón,; lo hicieron con el solo objetivo de “demonizarlos” frente a la “opinión pública”.

Captura de pantalla 2019-10-16 a la(s) 16.15.19

Lamentablemente para ellos la historia, la verdadera historia de esta PATRIA fue forjada y construida por los de siempre; los de abajo; los grasitas, los “cabezas”, esos laburantes que poligrillos de clase media llaman “la negrada de mierda”. ¡Siempre los mismos! Los que pelearon por ser libre y liberar al resto de los hermanos americanos junto a San Martín, Belgrano, Dorrego y Artigas; los que pelearon junto al gaucho Rivero en el “30” del siglo XIX para recuperar de manos de la piratería inglesa nuestras Malvinas; los que pelearon en la Vuelta de Obligado junto Mansilla enfrentado a la flota anglo-francesa;  los que pelearon junto a Peñaloza y Varela enfrentado el despotismo cipayo mitro-sarmientino; los que pelearon junto a López Jordán; los que se negaron -entendiendo las razones de F. Varela- a ser asesinos de nuestros hermanos paraguayos en aquella guerra de la triple infamia mitrista; los que acompañaron a los hermanos Hernández en aquella defensa de Paysandú que llevaba adelante heroicamente el patriota latinoamericano Leandro Gómez; los que no le fallaron al “peludo” Yrigoyen en el “16” del siglo pasado, los que sufrieron las persecuciones y asesinatos en nuestra Patagonia en el “20” del mismo siglo, en la Forestal Chaqueña y en la semana trágica de los talleres Vasena. Los que padecieron las miserables condiciones laborales impuestas por la primera década infame. Siempre los de abajo; el pueblo, el verdadero y único pueblo. Siempre el pueblo poniendo el lomo. Y lo hizo una vez más el 17 de octubre de 1945.

No por casualidad la palabra PATRIA tiene tan bello origen en su significado y significante. Del latín antiguo viene el término patria: “tierra de nuestra padres, de nuestros antepasados”. Y no son pocos los patriotas que a lo largo de nuestra historia honraron a modo de gratitud ese sentimiento de ser americano que dio sentido y razón de ser a su existencia, a nuestro criollismo continental forjado a fuerza de AMOR y mezcla.

Luis Landriscina solía aclarar la diferencia entre el nacer en un lugar y el amor por ese lugar. “El nacimiento es una cuestión accidental en cuanto al lugar -decía el tano chaqueño, pero ser de un lugar, sentirse parte de ese lugar ya es una cuestión de decisión, de argumento por y para el amor”. Nuestro mestizaje es producto de ese amor por esta tierra. Juancito Sosa (nuestro gran Juan Domingo Perón), hijo de madre india es el mas claro y bello ejemplo de AMOR por lo americano. Su gesta y su lucha dan cuenta de un peronismo PURO AMOR AMERICANO.

DIGAN LO QUE DIGAN, CUESTE LO QUE CUESTE Y AUNQUE LAMENTABLEMENTE SIGAN CAYENDO COMPAÑEROS DE NUESTRO LADO EN ESTA LUCHA DESIGUAL, ESTE, NUESTRO PUEBLO, NUNCA CAMBIARÁ DE IDEA. SIEMPRE LLEVARÁ BIEN ALTO LAS BANDERAS DE EVITA Y DE PERÓN; PORQUE SON LAS BANDERAS DE LA PATRIA: INDEPENDENCIA ECONÓMICA, SOBERANÍA POLÍTICA Y JUSTICIA SOCIAL.

¡FELIZ DÍA QUERIDO Y LUCHADOR PUEBLO MIO Y VIVA LA PATRIA!

POR UN 27 DE OCTUBRE DE 2019 PERONISTA DE LA MANO DE ALBERTO Y CRISTINA PARA RECUPERAR LA DIGNIDAD PARA NUESTRA PATRIA Y SU PUEBLO.

Captura de pantalla 2019-10-16 a la(s) 21.02.49


“Su muerte me desgarra el alma porque era uno de los nuestros…” (J.D.P.)

10 octubre 2019

C.A.B.A., Argentina, UNASUR-CELAC, EL EMILIO, Historia Latinoamericana

Captura de pantalla 2019-10-09 a la(s) 23.12.16

Por Ariel Magirena (Rescate de una carta de Perón a raíz de la muerte en lucha del Comandante Ernesto “Che” Guevara, posteado en su facebook el 8 de octubre del 2013)

“Compañeros:

Con profundo dolor he recibido la noticia de una irreparable pérdida para la causa de los pueblos que luchan por su liberación. Quienes hemos abrazado este ideal, nos sentimos hermanados con todos aquellos que, en cualquier lugar del mundo y bajo cualquier bandera, luchan contra la injusticia, la miseria y la explotación. Nos sentimos hermanados con todos los que con valentía y decisión enfrentan la voracidad insaciable del imperialismo, que con la complicidad de las oligarquías apátridas apuntaladas por militares títeres del Pentágono mantienen a los pueblos oprimidos.
Hoy ha caído en esa lucha, como un héroe, la figura joven más extraordinaria que ha dado la revolución en Latinoamérica: ha muerto el Comandante Ernesto “Che” Guevara.
Su muerte me desgarra el alma porque era uno de los nuestros, quizás el mejor: un ejemplo de conducta, desprendimiento, espíritu de sacrificio, renunciamiento. La profunda convicción en la justicia de la causa que abrazó, le dio la fuerza, el valor, el coraje que hoy lo eleva a la categoría de héroe y mártir.
Captura de pantalla 2019-10-09 a la(s) 22.16.38
He leído algunos cables que pretenden presentarlo como enemigo del peronismo. Nada más absurdo. Suponiendo que fuera cierto que en 1951 haya estado ligado a un intento golpista, ¿qué edad tenía entonces? Yo mismo, siendo un joven oficial, participé del golpe que derrocó al gobierno popular de Hipólito Yrigoyen. Yo también en ese momento fui utilizado por la oligarquía. Lo importante es darse cuenta de esos errores y enmendarlos. ¡Vaya si el “Che” los enmendó!
En 1954, cuando en Guatemala lucha en defensa del gobierno popular de Jacobo Arbenz ante la prepotente intervención armada de los yanquis, yo personalmente di instrucciones a la cancillería para que le solucionaran la difícil situación que se le planteaba a ese valiente joven argentino; y fue así como salió hacia México.
Su vida, su epopeya, es el ejemplo más puro en que se deben mirar nuestros jóvenes, los jóvenes de toda América Latina.
No faltarán quienes pretendan empalidecer su figura: el imperialismo, temeroso del enorme prestigio que ya había ganado en las masas populares; otros, los que no viven las realidades de nuestros pueblos sojuzgados. Ya me han llegado noticias de que el Partido Comunista Argentino, solapadamente, está en campaña de desprestigio. No nos debe sorprender, ya que siempre se ha caracterizado por marchar a contramano del proceso histórico nacional. Siempre ha estado en contra de los movimientos nacionales y populares. De eso podemos dar fe los peronistas.
La hora de los pueblos ha llegado y las revoluciones nacionales en Latinoamérica son un hecho irreversible. El actual equilibrio será roto porque es infantil pensar que se pueden superar sin revolución las resistencias de las oligarquías y de los monopolios inversionistas del imperialismo.
Las revoluciones socialistas se tienen que realizar; que cada uno haga la suya, no importa el sello que ella tenga. Por eso y para eso, deben conectarse entre sí todos los movimientos nacionales, en la misma forma en que son solidarios entre sí los usufructuarios del privilegio. La mayoría de los gobiernos de América Latina no van a resolver los problemas nacionales sencillamente porque no responden a los intereses nacionales. Ante esto, no creo que las expresiones revolucionarias verbales basten. Es necesario entrar a la acción revolucionaria, con base organizativa, con un programa estratégico y tácticas que hagan viable la concreción de la revolución. Y esta tarea, la deben llevar adelante quienes se sientan capaces. La lucha será dura, pero el triunfo definitivo será de los pueblos.
Ellos tendrán la fuerza material circunstancialmente superior a las nuestras, pero nosotros contamos con la extraordinaria fuerza moral que nos da la convicción en la justicia de la causa que abrazamos y la razón histórica que nos asiste.
El peronismo, consecuente con su tradición y con su lucha, como Movimiento Nacional, Popular y Revolucionario, rinde su homenaje emocionado al idealista, al revolucionario, al Comandante Ernesto “Che” Guevara, guerrillero argentino muerto en acción empuñando las armas en pos del triunfo de las revoluciones nacionales en Latinoamérica.  (Peron-octubre 1967)”

POLÍTICA: DEL CASTAÑO CLARO A UN OSCURECIDO PANORAMA (II)

30 julio 2019

C.A.B.A., Argentina, UNASUR-CELAC, EL EMILIO, Política, Argentina y las PASO

(Segunda y última Parte)

FOTO MIA

Por Victor Leopoldo Martinez

Continuando con la línea de análisis que comencé a bocetar en el articulo publicado anteriormente (ver: https://revistaelemilio.wordpress.com/2019/07/30/politica-del-castano-claro-a-un-oscurecido-panorama/ ) sobre la campaña electoral para las PASO del próximo 11 de agosto, no resulta muy complicado conseguir ejemplos que corroboren lo que aquí se sostiene.

Captura de pantalla 2019-07-30 a la(s) 16.32.46

Marcos Peña y Duran Barba vienen explotando exitosamente la estupidez social previamente instalada sobre el valor superlativo de la meritocracia, algo que está acoplado al deseo de pertenencia a círculos selectivos, muy presente en todos aquellos personajes que Jauretche llamaba “tilingos; y tanto Peña como Duran Barba lo hacen con mucha habilidad. Consta de lo siguiente: Con un mensaje “esperanzadoramente futurista” el oficialismo busca que esos “tilingos” renuncien a ser “guarangos” (“medio pelo” ostentadores porque tienen y pueden) y por necesidad de pertenencia social prefieran ser esclavos miserables y obedientes. ¡Lo grave es que lo van consiguiendo!

Peligroso en términos de presente y futuro social por incubar de manera latente resentimientos que pueden degenerar en reacciones no deseable en aquellos que terminan colmados por el hastío. Diciembre del 2001 no es un antecedente para obviar.

El detalle también peligroso es la singularidad muy presente en esta campaña. “Juntos Por el Cambio” amedrenta a la población con ficticios “cucos” a través de todos los recursos a su alcance. Cuenta con medios escritos. televisivos, radiales, monopolizados y hoy oficialistas operando en sus múltiples plataformas que incluyen el control y manejo de las redes sociales a través internet y telefonía celular –Clarín y Telecom asociados-. A través de ellos accionan sin escrúpulo alguno con todo tipo de “fake news” (noticias falsa y humillantes). De este modo van logrando reflotar, y sobre todo exacerbar en gran parte de la población, ese nefasto sentimiento que apareció en la historia nacional en contra del Irigoyenismo primero y luego del Peronismo; ODIO.

Captura de pantalla 2019-07-30 a la(s) 16.47.43Solo recuerdo dos antecedentes históricos de este tipo en el que se recurrió como ahora a un lenguaje incitador de odio: “Perón, el tirano ladrón” y “Viva el cáncer” que desembocó en la revolución libertadora que derrocó el gobierno democrático de Juan Domingo Perón en el siglo pasado; y Macri: “Hay que tirarlo a Kirchner por la ventana del tren; no lo aguanto más”, junto a los reclamadores de dólares en Plaza de Mayo que llevaban carteles con un “Néstor, llévate a la yegua”. Es el único paralelo comparativo que recuerdo dentro de una campaña preelectoral donde la perversión aparece como muy presente.

Nadie puede negar que el gobierno logró instalar socialmente el odio por aquel que piensa distinto; odio por quien no es “argentino”, o por el que no es “blanquito”; pero fundamentalmente CAMBIEMOS exacerba ese odio inhumano por el desclasado y el desposeído; esos a quienes el propio CAMBIEMOS les quitó sus pocas posesiones que no iban mas allá de un trabajo digno, casa, comida, salud y educación, componentes que redondeaban una vida medianamente confortable. La vicepresidenta Gabriela Michetti muy suelta de cuerpo dijo en algún momento “Lo más difícil para nosotros es atravesar el momento en el cual salís del populismo y salís de la fantasía de una mentira importante y muy grande, de haberle dicho a la gente que podía vivir de esta forma eternamente porque tenemos recursos para eso”. Los recursos siempre existieron; la cuestión siempre pasó por cómo se los distribuye.

Cuando CAMBIEMOS cuestiona y desvaloriza las propuestas y/o posturas políticas opositoras y condiciona la existencia futura del país, involucrando al ciudadano elector con un “Todos Juntos Podemos” sin decir qué es lo que se va a poder; por lo menos suena raro. Encima planteado desde una falsa dicotomía como “O Nosotros o volver al pasado”.

Todo viene acompañado con un relato descalificador de la protesta laboral y social a las que califican de “políticas” como si todas las resoluciones de la gestión CAMBIEMOS –nefastas para la mayoría de la población- no fueran de neto corte político. La instalación de la desocupación, el cierre de fabricas, la desindustrialización, el desamparo a jubilados, el desfinanciamiento de la salud y la educación, la ciencia y la cultura, el crecimiento de la pobreza y la instalación de la timba financiera nunca surgieron por generación espontanea, ni acá ni en ninguna parte del mundo; siempre fueron y son las resultantes de decisiones políticas de personajes claramente identificables con intensiones de beneficiar a unos pocos en detrimento de muchos otros.

Captura de pantalla 2019-07-30 a la(s) 17.04.00Mauricio Macri no puede atemorizar con el pasado porque él no es otra cosa que la encarnadura, el regreso casualmente de ciertos pasados. Por ejemplo: encarna el regreso en los sustancial del proyecto del “80” del siglo XIX que tuvo su colofón en la I Década Infame del siglo XX (proveedor mundial de carnes y mieses); el regreso del Plan Prebisch (o retorno al coloniaje) luego del golpe del 55; el regreso de la desindustrialización y el endeudamiento externo que implementó la última dictadura. Por último y de la mano de Macri volvió el neoliberalismo menemista que como el macrismo llegó al poder engañando a la población: “ Si decía lo que iba a hacer, no me votaba nadie” (Carlos Menem). En concreto, ese pasado con el que Macri quiere asustar a la población es casualmente el pasado donde las grandes mayorías tuvieron bienestar y fueron artífices de su propio destino. Entonces el pasado al que los verdaderos argentinos le deben temer porque históricamente fue su denigración, es ese pasado que Macri y Todos Juntos por el Cambio representan; ese que en tres años y medio lograron reimplantar la dependencia externa en tiempo record.

Sembrando vientos solo se recogen TEMPESTADES. No pasemos de un castaño claro a un oscuro panorama futuro movidos solo por una simple codicia de poder y teniendo como objetivo el seguir lucrando fácilmente. Manejar un Estado no es solo cuestión de negocios. Un poco de ética y un cacho de moral nunca estarán de más en cualquier gobernante.


Los Muertos que vos matáis…

19 mayo 2019

C.A.B.A., Argentina, UNASUR-CELAC, EL EMILIO, de nuestra redacción.

FOTO MIA

Por Victor Leopoldo Martinez

La incógnita se develó más rápidamente de lo que muchos esperaban e imaginaban y dinamitó la estrategia del poder macrista-mediático-judicial. La pretensión de volcar una elección que don Mauricio ve como rotundamente adversa mostrando la “foto” de su odiada enemiga e imaginada candidata a la Presidencia sentada en un banquillo judicial -el “Lula” bis- quedó pedaleando en el aire. Los tiempos políticos volvieron a ser manejados por aquellos que -otra vez más- dieron por muertos antes de tener la verdadera partida de defunción expedida por un profesional (en este caso el pueblo argentino). La política no es un juego para improvisados; menos para empresarios inexpertos y codiciosos que cargan sobre sus espaldas una devastadora ignorancia. Lo hecho hasta ahora por los mentirosos prometedores de un CAMBIO solo sirvió para retrotraer al país y a sus habitantes a espantosas situaciones pasadas de miseria, de entrega de patrimonio y riquezas económicas, de perdida de identidad cultural con perdida de soberanía política y territorial incluida. Tres años y medios bastaron para que quedaran al desnudo todas las miserias y perversiones de la gestión macrista; que no son pocas. La “pesada herencia” que dejen será tan real como fantasiosa fue la que inventaron para justificar el planeado saqueo.

CRISTINA 10

Digo más arriba “otra vez más” en razón de que si bien el lugar y en algún modo uno de los nombres puede haber resultado sorpresivo al anunciar Cristina la fórmula del frente opositor encabezado por el peronismo para las elecciones de octubre próximo, Alberto Fernández-Cristina Fernández (F.F.), la movida no resultó novedosa en términos históricos para cualquier veterano, tenaz, fiel y perseverante militante dentro del Justicialismo, ese movimiento que creo el Gral. Perón. Existen antecedentes en la historia del peronismo que leerán más adelante.

Cuatro detalles políticos no pasaron desapercibidos en las ultimas semanas. Para los más avezados de esa militancia punteada más arriba fueron señales, signos muy claros de que en el peronismo reapareció la tan esperada conducción política ausente por largo tiempo en el mayor movimiento de masas que haya tenido América Latina. Esto fue así desde la muerte de su líder el 1 de julio de 1974 y la lamentable desaparición física de un potencial sucesor como fue Néstor Kirchner en el 2010. Esos detalles son:

a) El lanzamiento por parte de Cristina de su libro en la Rural (escenario utilizado por la oligarquía vacuna para exhibir su soberbia) ante una multitud fue algo absolutamente pensado y elaborado. El acto en la Feria del libro que terminó en una simple presentación de un material bibliográfico y sin anuncios políticos rimbombantes (esperados estos últimos por la prensa monopólica y cómplice de la actual gestión para relanzar sus dardos envenenados contra la “yegua populista”). C.F.de K. lo hizo frente a esa muchedumbre que se conformó solamente con volverla a ver para ser feliz, soportando incluso la lluvia como muestra de fe, devoción y agradecimiento; sin lugar a dudas fue un claro mensaje hacía el poder macrista sobre quién fija –hoy por hoy- los tiempos políticos en la argentina. La masividad de un acto para una simple presentación de un libro dejó en claro quién es quién en materia de convocatoria política.

b) La propuesta de un “Contrato Social” hecha por Cristina en ese mismo acto, lanzado como base para iniciar ese necesario recupero de dignidad que el pueblo argentino necesita, espera y merece es tomado por la sociedad con alivio al verlo tan antagónico y alejado de ese otro proyecto “NADA” que ofrece Macri basado en el odio atávico de un sector social hacia el peronismo y que hoy no hace otra cosa que alimentar el encono ensanchando la grieta social creada por la oligarquía a mediados del siglo XIX y que el macrismo amplía diariamente con sus perversas medidas bajo el blindaje informativo de sus socios mediáticos.

c) Dejar el espació político de su creación (Unidad Ciudadana) y con humildad cruzar de vereda para ir a la sede del PJ Nacional, participar de la reunión como una peronista más mandando una clara señal hacia la militancia y la dirigencia partidaria de su lealtad a los principios del peronismo (“Nosotros somos peronistas, no dicen kirchneristas para bajarnos el precio” Néstor Kirchner), pero también a esa “progresía” que se cuelga de su falda por izquierda.

d) El corrimiento del lugar preferencial en la esperada formula para dejar colgados de la brocha a todo el oficialismo y el periodismo aliado que venían destilando odio sin reparo alguno sobre ella. Su aparición en el segundo lugar de la formula presidencial por decisión propia mostró que su disposición a conducir este gran desafío que significará la reconstrucción de la patria después del 10 de diciembre es un hecho a todas luces auspicioso en razón de la necesaria lucidez, temple y visión de futuro que un liderazgo político debe tener. Cristina conductora sintió la necesidad de dar una señal clara a esa sociedad devastada para que se recupere y recobre la necesaria confianza en si misma en momentos donde la anarquía política, institucional y económica reinante solo siembra desesperanza en el cuerpo social.

El antecedente histórico se lo encuentra en 1972. En una argentina políticamente convulsionada desde 1968 por los Cordobazo, Viborazo, Tucumanazo, Mendozazo, Catamarcazo y una sociedad harta de dictaduras que demandaba elecciones democráticas, Lanusse, dictador militar a cargo del ejecutivo, decide convocar a elecciones para marzo de 1973 y fijarle a Perón condiciones políticas para su regreso al país. Una de ellas era que debía estar antes del 1 de agosto de 1972 en la Argentina si pretendía participar en las elecciones. Perón no volvió en el plazo previsto por el dictador. Lanusse lanzó una frase temeraria contra el histórico dirigente: “A Perón le falta cuero”. El líder Justicialista le respondió al toque con una frase que quedó en la memoria de la militancia: “Poco jamón pa’ dos huevos”. Perón regreso cuando él quiso (17 de noviembre de 1972). La militancia que fue a recibirlo a Ezeiza bajo una pertinaz llovizna y soportando balazos de goma de fuerzas militares nunca arrió esa pancarta que llevaba el dibujo de un cuero y la frase que decía: “El cuero que le sobra a Perón”.

Los tiempos políticos los fijan los verdaderos conductores, no los improvisados. Al peronismo lo dieron por muerto en no pocas ocasiones anteriores. Hoy vuelve a quedar en claro que goza de buena salud. Poco importa el nombre que le quieran endilgar de aquí en más; sus banderas siguen flameando bien en lo alto para el bien de la Patria.


EL ÚLTIMO 1 DE MAYO DE UN PUEBLO CON SU AMADO LIDER.

1 mayo 2019

C.A.B.A. Argentina, UNASUR-CELAC, EL EMILIO, en el día internacional del trabajor y el trabajo.

PERON Y EL 1 DE MAYO (1)

Ariel MagirenaPor Ariel Magirena

En otro aniversario de una plaza en disputa me parece oportuno volver a denunciar el relato con el que “progresistas”, la derecha local, el imperialismo y peronistas que siguen aferrados y alentando una interna provocada por la CIA para fracturar el frente Nacional y Popular sostienen sin rigor ni comprensión históricos lo que sucedió aquel 1 de mayo de 1974. Sorprende que todos esos sectores coincidan en una falacia burda como la del supuesto que “Peron echó a los montoneros de la Plaza”. No hay ningún tramo del discurso en el que eso se explicite. Tampoco es cierto que haya atacado a la juventud, sino a “esos estúpidos que gritan” insultos mientras él reivindicaba la resistencia peronista en la que el sindicalismo había ocupado un lugar fundamental mientras que “hoy resulta que algunos imberbes pretenden tener más mérito que los que durante veinte años lucharon”(J.D.P.)

Omiten a propósito, los propagandistas de esta infamia, que era 1º de Mayo: el primer y único después del golpe y el exilio. El primer y único contacto directo de Perón con la masa trabajadora, columna vertebral de nuestra revolución. 

Era un acto de homenaje a la clase trabajadora, pero un sector de la juventud “se comportó como un niño celoso del cumpleaños de su hermano mayor”, según me describiera mi padre, peronista y montonero, protagonista junto a cientos de miles de argentinos de aquella historia.

Con amargura y bronca leí en estos últimos días el editorial de un prestigioso periodista en una inusual autocrítica, que sin embargo envenenaba diciendo que Perón censuraba en Montoneros aquello que les había alentado en los últimos años; como si las acciones de resistencia y desestabilización a una dictadura tuviesen algún sentido en tiempos de democracia, que es el carril por donde transita la revolución peronista. Como si las “formaciones especiales” no fueran, precisamente, especiales y para atender momentos de urgencia y coyuntura.

Era también un 1 de mayo sin Rucci, el delegado de Perón para la renovación sindical, mandatado para conseguir las renuncias de las cúpulas en la oportunidad en que fue asesinado. Y, sobre todo, fue la anteúltima cita del Pueblo con su líder.

Como parte del plan del imperialismo para negar, infamar y ocultar al peronismo, la anécdota de la Plaza busca ocultar un hecho indeseable por el poder hegemónico que es la presentación ante la Asamblea Legislativa del Modelo Argentino para un Proyecto Nacional: el legado político, filosófico y doctrinario de Perón que se proponía como base de discusión de la nueva Constitución Revolucionaria para la que previó un llamado a elecciones constituyentes en 1975.

Por eso quiero, en este 1 de Mayo, reivindicar al que supo ganarse el titulo de primer trabajador por haber hecho por los asalariados mas que ningún otro en el mundo y en la historia de la humanidad.


CUANDO EL 17 DE OCTUBRE TOMA EL COLOR DE LA TIERRA

18 octubre 2018

Argentina, UNASUR-CELAC- EL EMILIO, Historia nacional

Evita y Perón

Victor L Martinez 2

Por Victor Leopoldo Martinez

En un día como hoy poco importan las tontas comparaciones que en formato de elucubraciones intelectuales e históricas se suelen realizar sobre el 17 de octubre, día un tanto sagrado para el pueblo humilde de mi patria, que se acerca a los multitudinarios actos convocados por dirigentes que ponen todo su aparato para mostrar convocatoria. Es el pueblo peronista; es mi pueblo que le basta con compartir “el chori y esa gaseosa o tetra”; porque lo importante es compartir. Sabe que su rostro será uno de los miles que aparecen en tomas fotográficas panorámicas para indicar “número”; y poco le importa que por unas horas lo transformen en un “número” carente de identidad; simplemente ese pueblo se movilizó por gratitud. Es consciente que siempre estará muy lejos de la otra foto “careta”, esa de los dirigentes convocantes que sí aparecerá registrada al día siguiente en los medios de comunicación. Por gratitud a Perón que dignificó a sus abuelos o padres están ahí; escuchan con paciencia los trillados discursos armados con citas, nombres, slogans y promesas y el nombre de Perón y Evita a cada instante. Y serán esos los instantes; cuando suenan esos nombres donde sus rostros cobrizos se iluminarán; y saltan, gritan, y por unos instantes serán felices.

eva-peron

Pueden estar allí, o en otros actos de pueblo chico, apenas numeroso, llevando su vela o simplemente acompañando con un silencio que resuena fuertemente como un interminable ¡Gracias mi Gral… Gracias Evita por acordarse de nosotros!!!

manifestación

En uno y otro lugar encontraremos pintado el color de nuestra tierra, de mi tierra, reflejado en esas pieles curtidas por el sol, los vientos, el hambre y la miseria. Rostros que mantienen vivo ese color cobrizo que tiene mi gente y lucen altivos por ser el color de la dignidad; dignidad desconocida por ellos hasta aquel 1943, momento que alguien llamado Juan Domingo Perón desde la Secretaria de Trabajo y Previsión les mostró de qué se trataba esa dignidad; y se las entregó en forma de leyes para que la disfrutaran como un derecho inalienable que todo humano debió y debe tener; derecho que hasta ese momento siempre les fue negado.

Y el color cobre se hizo peronista. Es el color de la dignidad de mi pueblo que por no brillar como otro metal ni como “las luces del centro”, generó un raro fenómeno que en forma de sentimiento nació producto de un parto cultural maligno llamado odio. Y los odiadores se dicen cristianos, pero odian a sus semejantes de color cobre; y no los creen merecedores de ningún derecho humano.

Pero mi pueblo no odia, AMA y hasta soporta la imbecilidad de los odiadores. Por eso se hizo peronista; porque Perón creo el JUSTICIALISMO que en sus simientes es profundamente Humanista y Cristiano.

Alguna vez los odiadores golpearan la puerta del cielo pidiéndole a San Pedro, con la soberbia de tilingos que los caracterizó desde siempre, ese “pase libre” que los humildes y maltratados en este valle de lagrimas tienen para entrar en ese reino de la verdad y la justicia. Porque hasta de eso se sienten con derecho. Y le volverán a mentir hasta el mismo San Pedro -y a Dios mismos si es necesario- en sus habituales “pedidos de disculpas” por el egoísmo y la codicia que les hizo negar un mínima de dignidad a sus congéneres compatriotas en esta vida. Pero como poseedores de ese egoísmo interminable no dudan que si el “barba mayor”, el padre de todas las cosas, los resucita como al resto de los mortales buenos el día prometido, ellos sin dudarlo volverán a practicar su desleal egoísmo con el mismo cinismo con que prometieron no volver hacerlo.   

Estoy describiendo ese sentir de un pueblo –mi pueblo- y su razón de ser peronista y estoy anticipando futuras conductas de los egoístas que hoy, a ojos vista, y de la mano de Macri volvieron a practicar. Mi pueblo nunca pidió más de lo que necesitaba para vivir dignamente y hasta eso, los odiadores, desde 1955 se lo vienen negando. Desde diciembre del 2015 volvieron a sus nefasta fuentes.

¿Cómo explicar un sentimiento tan noble y puro como es la gratitud de un pueblo para con aquellos que supieron ser tan humano como ellos a la hora de gobernar; que realizaron y dignificaron la vida humana sin prometer nada, que hicieron sin decir nada? ¡Para que me puede servir intelectualizar… racionalizar la sincera expresión de amor y gratitud de un pueblo!

Simplemente, y junto a mi cobrizo pueblo digo con orgullo y pasión:

¡VIVA PERÓN Y VIVA EVITA CARAJO!!!

¡GRACIAS POR TANTA BONDAD!!!  

Captura de pantalla 2018-10-18 a la(s) 13.51.19  


POR QUÉ UN TRABAJADOR NO PUEDE GOBERNAR UNA PROVINCIA O UN PAÍS (2da parte)

19 mayo 2018

San Fernando del Valle de Catamarca, Argentina, UNASUR-CELAC, EL EMILIO, Historia política de nuestra Nación.

V.L.M.

Por Victor Leopoldo Martinez

RAZONES CULTURALES CON BASE EN LA EDUCACIÓN

Si el conocimiento se hizo mercancía, ¿por qué no el papel moneda? Hoy resulta natural pensar así. Tomemos por caso el dólar. Para  burgueses y aspirantes a tales es una mercancía más, una moneda de alta cotización que su posesión da seguridad económica y status social. Suena muy disparatado que un papel pintado adquiera tanto valor, pero la realidad indica que la estupidez humana instalada artificial y mediáticamente es mucho, pero mucho más eficiente que cualquier buen sentido. Pero ellos… ¡Ellos son unos vivos bárbaros porque la patria para ellos es el bolsillo!!!

Y… Una cosa trae la otra. El conocimiento como bien “capital” es un producto rentable y altamente comercializable. Se lo puede vender; o poner al servicio del mejor postor capitalista y de esa forma posicionarse socialmente como capacitado para ejercer alguna función pública; y hasta pensar en  gobernar una provincia, o el Estado Nacional;  solo basta con ser el candidato impuesto mediáticamente por el stablishment capitalista y elegido por el voto.

En realidad y salvo honrosas excepciones, los gobernantes elegidos democráticamente jamás gobernaron para sus electores. ¿Por qué? Si don Raúl Alfonsín viviera le daría algunas de las respuestas ya que él lo padeció; o Menem, o a De La Rua podrían responder a esto. En este país se puede gobernar tranquilo si y solo si  estás dispuesto a servir al capital oligárquico. Este  pequeñísimo detalle no le debe interesar a nadie; y de que esto pase desapercibido se encargó, encarga y encargará siempre la prensa, su principal cómplice y aliado generador de cortinas de humo distractivas en términos informativos.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Los 3 niveles de tratamiento pedagógico de la educación formal –que todos defendemos- facilitan la demandada estratificación social que habilita o restringe el acceso a un cargo de decisión política en el orden legislativo y/o ejecutivo. El tercer nivel es el que “dotora”, y una vez “dotorado” estas habilitado, no para servir a la sociedad sino para defender el status quo vigente.

Para que esto fuera posible era necesario instalarlo; y Mitre, contó con el aporte inestimable de don Domingo Faustino. La cuestión era “civilizar a la barbarie” (domesticarla). Pero no tan llamativamente fue a él –a don Bartolo- a quién “se le pasó por alto” liberar el derecho para que cualquier ciudadano pueda decidir sobre quién debía ser su gobernante en aquella constitución del “53”. A don Juan Bautista no. Si bien es cierto que a   este último mucho trabajo no le costó su elaboración previa en general ya que se limitó a copiar de la constitución norteamericana su estructura jurÍdica, salvo –claro está- algunas omisiones. Pero Alberdi incluyo el derecho a sufragar para todos los habitantes, algo que fue amañado a través de las leyes electorales;  y desde 1862 hasta 1916 (en 1912 aparece la ley Saenz Peña) el voto pasó por ser “cantado”  cuando no  “calificado” (solo podían votar los “cultos y entendidos”). Posteriormente se las siguieron ingeniando para manipular el recurso electoral y en algunos casos hasta lo llamaron “fraude patriótico” (Patria=Oligarquía) como fue en la primera década infame 1930-1943.

Hasta 1945 ni el parlamento nacional  fue espacio para un representante de los “no domesticados”, de los “barbaros”=trabajadores=la chusma. Fue casualmente Juan Domingo Perón quien decidió que los trabajadores debían tener representación parlamentaria. La Historia mitrista todavía hoy sigue escondiendo aquella frase que dio la “mal venida” a los representantes de los trabajadores en el parlamento nacional en 1946: “Se viene el aluvión zoológico”; y desde las galerías superiores les tiraban maíz para indicar que  los representantes obreros eran equinos. El “dotor” Ernesto Enrique Sammartino (de la Unión Civica Radical) manifestó en el parlamento: “El aluvión zoológico del 24 de febrero parece haber arrojado a algún diputado a su banca, para que desde ella maúlle a los astros por una dieta de 2.500 pesos. Que siga maullando, que a mí no me molesta.”

(Inicia más abajo y continua más arriba)