SI SARMIENTO VIVIERA SERÍA MACRISTA y ANTIPERONISTA

6 mayo 2018

San Fernando del Valle de Catamarca, Argentina, UNASUR-CELAC, EL EMILIO, Historia Nacional

SARMIENTO-MACRI-MITRE

v-l-m-3

Por Victor Leopoldo Martinez(*)

“Tengo odio a la barbarie popular… La Chusma y el pueblo Gaucho nos es hostil. Mientras haya un chiripa no habrá ciudadanos, ¿son acaso las masas la única fuente de poder y legitimidad?  Usted tendrá la gloria de establecer en toda la república el poder de la clase culta aniquilando el levantamiento de las masas” (Carta de D.F. Sarmiento a B. Mitre -20/09/1861)

Gabriela Michetti, Vice presidenta de la Nación del actual gobierno macrista de “CAMBIEMOS” (¿?): “Las fuerzas de seguridad actúan sacando a la gente como la tengan que sacar. Si no la pueden agarrar, viene el hidrante o sino balas de gomas en la pierna. Tenemos que dejarnos de embromar” (En el Rotary Club – 2017) Mauricio Macri: “Estoy orgulloso de que haya un policía como vos (dirigiéndose al policía asesino Chocobar) al servicio de los ciudadanos. Hiciste lo que hay que hacer, que es defendernos de un delincuente“(La Nación 1/02/18)

Si, ese fue –y es- Sarmiento, el “padre del aula” a quien se le canta de manera obligada y se  enseña respeto y admiración por este truhan desde la más tierna infancia a todo pibe que ingresa a un establecimiento educativo desde el nivel inicial; Macri- Michetti son las autoridades nacionales que hoy gobiernan el país.

Sarmiento fue eso; ese personaje cobarde que siempre tuvo en claro lo beneficioso que es aquel refrán  utilizado casualmente por los cobardes cuando emprendían la huida: “Soldado vivo sirve para otra guerra”.

Don Segundino Navarro se equivocó feo cuando al escribir la letra de aquel himno a Sarmiento que  Leopoldo Corretje le puso música, se animó a  sostener: “Por ver grande a la patria tu luchaste, con la espada, con la pluma y la palabra”:

1ro) Sarmiento nunca vio ni pensó –menos trabajó- para construir una PATRIA GRANDE; por el contrario, “con la pluma y la palabra” trabajó para que nuestro territorio fuera más chico: “He contribuido con mis escritos aconsejando con tesón al gobierno chileno a dar aquel paso… El gobierno argentino engañado por una falsa gloria, provoca una cuestión ociosa. Para Bs. As. tal posesión es inútil. Magallanes pertenece a Chile y quizá toda la Patagonia”… (Sarmiento en “El Progreso” del 28/11/1842  y  “La Crónica” 11/03/1849) “La Inglaterra se estaciona en Malvinas, Seamos franco: Esta invasión es útil a la civilización y el progreso” (Sarmiento en el diario “El Progreso del 28/11/1842)… “Propicio una colonia yanqui en San Juan y otra en el Chaco hasta convertirse en colonias norteamericanas de habla inglesa ya que EE.UU. es el único país culto que existe sobre la tierra. En cambio España es inculta y bárbara”. (1866)

Mauricio Macri: “Nunca entendí los temas de soberanía en un país tan grande como el nuestro (sic). Nosotros no tenemos un problema de espacio como tienen los israelíes;  al Tesoro de Inglaterra le cuesta bastante plata por año mantener las Malvinas por lo que, de recuperarlas, “las Malvinas serían un déficit adicional para el país”. (Domingo 2 de abril de 2017)

Más aun, don Segundino “le erró fiero al vizcachazo” cuando imagino “luchas de Sarmiento con la espada”. Uno de los coroneles de Mitre –Paunero- le cuenta al ministro Gelly Obes en una carta: “Sarmiento tiembla de solo escuchar nombrar al Chacho” (Ricardo Mercado Luna, “Los Coroneles de Mitre”- Pág. 55).  El propio Juan Bautista Alberdi señaló en su trabajo “Proceso a Sarmiento”: “Que Sarmiento mató al Chacho prisionero, es un hecho que él se apropia como un honor, para cubrir su miedo de ser considerado como un asesino cobarde…  Sarmiento,  en lugar del Chacho, hubiese echado a disparar como un conejo, con ese miedo que todos los recursos nacionales de que disponía como gobernador de San Juan, no le impedían sentir ante la audacia y la popularidad del Gral. Peñaloza de la Rioja”

Mientras tanto la intelectualidad mitro-marxista hoy le sigue rindiendo culto; son los nuevos chupa-mortajas Jauretchanos de Sarmiento que todavía pululan cual excelsos académicos por nuestros claustros de estudios “superiores” cumpliendo con su rol cipayamente antinacional de pensar al país con ojos “culturalmente foráneos”. Solo basta tomar como ejemplo a Ricardo Forster, aquel que el “kirchnerismo camporista” premió designándolo ¿”Coordinador Estratégico de Pensamiento Nacional”?(1)

Con estos antecedentes quien podría dudar que si Sarmiento viviera seguramente y sin dudarlo sería “macrista y antiperonista”.

Notas:

(*)Escritor, Periodista, Docente, investigador, cineasta

(1)  Forster, como Secretario de Estado y encima coordinador estratégico del Pensamiento Nacional que fue, sostuvo alguna vez que “La argentinidad como tal es una invención, algo en debate; sus fronteras son lábiles, sus contradicciones inmensas.”, y con esta afirmación la cosa se pone medio peliaguda; y no porque los dichos de un Forster vayan a cambiar la vida y la manera de pensar y sentir de nuestro pueblo, algo que el intelectual desconoce. Se me ocurre pensar –y no creo equivocarme- que ese amplio sector social no es el que se tomarían el trabajo de leerlo y menos escucharlo por el simple y solo hecho de considerarlo parte de la clase “culta sarmientina”. ¿Por qué razones no lo harían se preguntará el lector? Muy simple, por intuición; intuición que es corroborada renglones más abajo cuando comienza con el menoscabo del pensamiento popular al sostener: “Es inimaginable pensarnos sin Sarmiento y pensar a Facundo sin Sarmiento. Sarmiento pensó el desierto, pensó la campaña, como no la había pensado nadie. Y le dio a la figura de Facundo una relevancia mítica, que sin la escritura de Sarmiento no la hubiera tenido”. Error y menoscabo. Error porque Sarmiento no pensó, imaginó que es otra cosa; imaginó el desierto y la campaña, algo que engrandece su libro Facundo simplemente como obra literaria ya que todo eso que describe en ella lo desconocía. Pensar algo desde el desconocimiento es ficción, ergo el libro Facundo es ficción y ahí Forster tiene Razón al decir que le dio una relevancia mítica; pero lo hizo como escritor y los escritores tienen origen y nacionalidad, sus obras podrán pasar ser valoradas como universales porque casualmente su contenido poco tiene de nacional. Solo así se entiende su concepto de “La argentinidad como tal es una invención”. Y hablo de  menoscabo porque resulta extremadamente perverso e injusto para con nuestro gauchaje  que Forster piense que sin Sarmiento Facundo no hubiese existido; eso es negar que ese gauchaje vio en caudillos como Facundo, Peñaloza, Felipe Varela el sindicato que defendía sus intereses y dignidad. Creer que Quiroga fue tal gracias al escrito del “Ilustre Sanjuanino” es un menoscabo a la inteligencia y el pensamiento de ese pueblo que vio en Juan Facundo un líder político como lo fueron tantos otros caudillos provincianos y hasta el propio Irigoyen, o Perón, Alfonsín y hasta Néstor Kirchner.(Del artículo “La Intelectualidad y el Pensamiento Nacional” que escribí allá por el 2014 para revista El Emilio y el patutino EL ESQUIÚ.COM  de Catamarca que luego fue reproducido por varios medios y al que se puede acceder en:

http://revistaidayvuelta.blogspot.com.ar/2014/08/la-intelectualidad-y-el-pensamiento.html  

o en: http://www.elesquiu.com/correoyopinion/2014/8/4/intelectualidad-pensamiento-nacional-156599.html )